Consultoría de franquicias y crecimiento empresarial

Llámanos
916 263 929

Crear una franquicia: ¿por dónde empezar?

Etiquetas: , , ,

¿Cómo crear una franquicia?

¿Estás pensando en crear una franquicia pero no sabes por dónde empezar? ¿No tienes ni idea de los pasos que tienes que seguir para poder hacer lo que siempre has querido? Si las ganas de montar un negocio no te dejan ni dormir, quizás lo que debes plantearte es montar una franquicia, así, aunque tengas que hacer una inversión inicial más elevada, cuentas con el respaldo de una marca ya consolidada, una marca que  tiene un futuro prometedor.

Muchas de las grandes empresas de hoy en día, empezaron de la nada, con un proyecto, mucha ilusión y ganas de que sus esfuerzos se vieran recompensados.

Claro que crear una franquicia no está exenta de problemas y de altibajos, es por esto que te aconsejamos pedir la ayuda de expertos en el sector, como nosotros: te proporcionaremos toda la información que necesites para tu negocio, para que no la líes por desconocimiento.

Hacer un buen plan de negocio es de vital importancia; necesitarás contar con un buen estudio de mercado, saber cuál es el sector más rentable, conocer el tiempo que le vas a dedicar y los beneficios que puedes obtener.

Poder asumir todos los gastos es una de las razones por las que muchos no emprenden un negocio. Indiscutiblemente, para poder montar un negocio ya sea como autónomo o como franquiciador, será necesaria una inversión inicial; es importante, entonces, saber administrar bien el dinero, sobre todo al principio. Pero, no te preocupes: los beneficios llegarán, aunque puedan tardar más de lo que esperabas.

El lugar en el que vas a montar la franquicia es muy importante, de ahí que antes apuntábamos la importancia de hacer un estudio de mercado; el sitio elegido puede suponer la diferencia entre el éxito y el fracaso, sobre todo al principio. Abrir un negocio en una ciudad muy pequeña, puede ser un riesgo, sobre todo si tu idea de futuro es que llegue a ser una franquicia conocida a nivel nacional. Cuando la empresa esté consolidada, entonces podremos considerar la idea de expandirnos en sitios menos conocidos.

Una vez todo está claro, sabemos lo que queremos hacer, disponemos del dinero inicial, del sitio y del personal cualificado, podremos ponernos manos a la obra.

Recuerda que es muy importante proporcionar a los franquiciados cierta formación, para que todo se cumpla tal y como tú, empresario, exige; se realizarán cursillos explicativos y se entregará a cada trabajador la formación necesaria, con el fin de que las franquicias funcionen tan bien como la empresa madre.

Como mencionamos antes, lo mejor de una franquicia es saber que es un negocio con futuro, un negocio que funciona muy bien en otros lugares; saber esto, te dará confianza en ti mismo y en lo que estás haciendo.